#LupitaMartínez aprovechó hartazgo de Debani Balderas y retuvo título supermosca #WBC

#Tulum, Quintana Roo

Ante un pletórico escenario, la mexiquense Guadalupe Martínez sacó provecho del hartazgo boxistico de la también mexicana Debani “Exquisita” Balderas que subió al ring por séptima ocasión este 2019, para conservar su corona mundial supermosca del Consejo Mundial de Boxeo, en la pelea estelar de la gala boxística “Códice Maya”, que se disputó en el Domo de la Unidad Deportiva Tulum.

Los jueces Miguel Morín, Porfirio Gómez y Javier Camacho coincidieron en sus puntuaciones: 100-90.

De esta manera, la mexiquense, a manera de autorregaló el triunfo por su reciente día de las Guadalupe, refrendó su título de campeona absoluta de peso supermosca que avala el Consejo Mundial de Boxeo (WBC, por sus siglas en inglés) y ahora deberá planear ya su pelea de revancha con Jéssica “Kika” Chávez, la cual podría realizarse en Cancún.

Desde el inicio de la contienda, Lupita dejó muy en claro quién era la campeona y a lo largo de la batalla estuvo combinando golpes a los costados con volados y jabs al rostro de Debani, que buscaba afanosamente conectar sus impactos, pero era contenida rápidamente.

La “Exquisita” trataba de aprovechar su mayor alcance de brazos para reducir la desventaja y aunque trataba de permanecer intentando conectar en la larga distancia, la mexiquense no le permitía por mucho tiempo esa estrategia y se metía a pelear en corto, lo que le daba buenos dividendos.

Incluso, en el séptimo asalto la campeona estuvo muy cerca de enviar a la lona a la bella regiomontana, quien milagrosamente terminó de pie ese episodio de la pelea que refereó Florentino López.

Lupita alcanzó su triunfo número 20 con 9 derrotas y 6 nocauts; Debani quedó con 10 victorias, 4 reveses, 2 empates y 3 nocauts.

Los asistentes disfrutaron de emocionantes batallas y del espectáculo incomparable propiciado por el júbilo de los aficionados con el show de luces y sonidos, con la promesa de los organizadores de regresar próximamente.