Teófimo advierte que “llegó el fin de la Diva”; se comerá mis golpes y sus palabras, responde Vasily

  • Este sábado, a través de la señal de ESPN, la pelea más esperado de los años recientes.

#LasVegas

En este año trágico, el boxeo nos regala una de las peleas más esperadas de los años recientes. El ucraniano Vasyl Lomachenko y Teofimo López Jr. se enfrentarán en un combate de unificación de los principales títulos mundiales de peso ligero.

Los boxeadores ucraniano y estadounidense se encuentran esta noche en Las Vegas. La pelea promete emociones a granel. Con récords casi parejos y de gran paso amateur ambos, aunque con la ventaja de Lomachenko, dos veces campeón Olímpico.

Lomachenko sólo ha perdido una de 15 peleas y ha ganado 10 por la vía rápida. Viene de vencer por decisión unánime al inglés Luke Campbell en agosto en Londres. Tiene 32 años y posee las coronas de la Asociación Mundial de Boxeo, la Organización Mundial de Boxeo y el Consejo Mundial de Boxeo en su versión Franquicia.

Teófimo López Jr. nació en Estados Unidos, pero es descendiente de hondureños. Tiene 23 años y obtuvo el título de la Federación Internacional de Boxeo con victoria por nocaut en dos rounds sobre el ghanés Richard Commey.

No ha perdido en 15 peleas y su impresionante poder de puños han decidido por nocaut 12 de sus triunfos.

“Le daré una paliza a Lomachenko y le quitaré los cinturones. Así de simple. No me gusta el tipo y me voy a divertir mientras la cara de Lomachenko queda golpeada y marcada por mis puños. La toma del poder está aquí y el reinado de Lomachenko, la pequeña diva, está llegando a su fin”, afirmó el extrovertido López.

La respuesta de Vasily fue en el sentido de que “puede hablar todo lo que quiera. Es muy bueno hablando. No ha hecho nada más que decir mi nombre durante los últimos dos años. Soy un luchador y mi objetivo es ganar otro título mundial. Se comerá mis golpes y sus palabras”.

Loma es favorito 3-1 en las apuestas de un combate que se llevará a cabo en el casino MGM Grand de Las Vegas sin espectadores debido a la pandemia de coronavirus. Ambos dieron el límite de la división de los pesos ligeros, 135 libras que en kilogramos son 61,235.

En el pesaje  se registró un momento de tensión, cuando ambos púgiles se miraron fijamente a los ojos después de subir a la báscula. Incluso había una zona marcada para que respeten el distanciamiento social pero el ucraniano la cruzó y se puso frente a frente con su rival.

“Él dio negativo (para COVID-19), yo di negativo, así que ¿por qué no enfrentarlo de cerca? Él tiene malos modales, pero yo estoy listo”, declaró López.

#BoxEnEstaEsquina #Boxeo #LomachenkoLópez #TopRank #LasVegas / Con información de Infobae / En la cámara, Top Rank.

A %d blogueros les gusta esto: